CONTROL

¿Qué hacer si su hijo llega intoxicado con alcohol?

Todos fuimos jóvenes y es importante estar presente en momentos claves como esos.

Hablar de esto es importante, espera a que tu hijo esté seguro, sobrio y descansado. No le des sermones en ese momento. Esperar al día siguiente ayudará a que ambos estén receptivos.

Es evidente, el comportamiento es aprendido. Probablemente tú también probaste el alcohol por primera vez en casa de algún familiar y, quizás, también hayas bebido en rachas en algún momento en tu vida. Esto no quiere decir que sea normal o sea correcto.

Al día siguiente, pregúntale qué fue lo que lo llevó a beber en exceso la noche anterior. Esto podrá darte una mejor idea de cómo piensa y actúa cuando no estás cerca; en fin, podrás entenderlo mejor. Segundo, ¡escúchalo! Háblale sobre los riesgos de tomar alcohol y de practicar el "binge drinking". Cuéntale sobre tus experiencias pero no olvides mostrar resultados oficiales y estadísticas sobre las consecuencias del “binge drinking” o la intoxicación con alcohol. Dile que bajo ninguna circunstancia debe manejar en estado de embriaguez o montarse en un vehículo con alguien que haya estado bebiendo. Preséntale opciones de cómo buscar una mejor transportación si alguna vez se encuentra en esa situación. (Ej. Taxi, Uber o llamar algún familiar que esté en condiciones para manejar un auto) Asegúrate que el pedir ayuda en una situación como esa no será una molestia. Por otro lado, motivalo a mantener el autocontrol cuando esté jangueando con sus amigos. Cuando uno se intoxica con alcohol, muchas veces pierde el control de lo que dice o hace. Hablen sobre ejemplos de situaciones sociales donde el adolescente entienda que el perder el control lo perjudique. Explícale que ser un buen amigo incluye ayudar a sus panas a que mantengan el control en su jangueo y no beban demás.

Consejos adicionales:

  • Asegúrate que es un episodio de borrachera y no una intoxicación aguda por alcohol.
  • Ayúdalo si tiene problemas al hablar o al caminar.
  • No lo mandes a dormir de inmediato, espera hasta que baje su nivel de intoxicación.
  • Colócale varias almohadas para subir el nivel de su cabeza y torso.
  • Evita que duerma en posición horizontal, si vomita mientras está dormido existe el riesgo de ahogamiento.
  • Busca atención médica si: su respiración y ritmo cardiaco se tornan demasiado lentas, pierde la conciencia o se desmaya, tiembla o suda, disminuye su temperatura corporal, deja de respirar y responder o alucina.